Fira i festes de Gandia 2013

Montados en el Tren del Terror

Como era de esperar, tras el festín de eventos de este verano en la playa de Gandia, la programación de la Fira i Festes ha pagado los excesos con una severa dieta en su presupuesto. Pero donde se ha manifestado más la austeridad ha sido en la capacidad de la organización de aportar ideas para que el “ajuste” presupuestario afectara lo menos posible a la calidad del programa. Demasiado pedir. Se han limitado a seguir la inercia de los últimos años para cumplir el expediente y el resultado ha sido una programación mediocre y anaftalinada.

Aunque, visto lo visto, casi es preferible que se dejen de experimentos. Porque cuando el talento escasea y campa la improvisación surgen extravagancias como la de convertir a Roís de Corella en una atracción de feria y las consecuencias son, como fue el caso, de verguenza ajena. Así que, mejor que los programadores derrochen su creatividad contratando discomóviles.

Está más que justificada, pues, la sensación de agravio que pueda percibir el ciudadano de Gandia al constatar que todas las inversiones en materia de ocio y turismo empiezan y terminan en la playa. Una evidencia más de que no existe un proyecto de modelo turístico definido y que el discurso del gobierno local en el que se jacta de proclamar la prioridad que otorga al  turismo como sector estratégico para impulsar la economía, no es más que una excusa para justificar el despilfarro que suponen muchos de los eventos que se perpetran durante el verano en la playa.

La Fira tiene un formato que ya está consolidado y goza de gran aceptación por su carácter participativo y popular, se celebra en una época en la que aún disfrutamos de buenas temperaturas y es en honor a un personaje fundamental en la historia de Gandia, perteneciente a una saga universal. Estos elementos alrededor de una programación digna, gestionada con profesionalidad y con una promoción adecuada podrían configurar una oferta lo suficientemente atractiva como para que las fiestas en honor a san Francisco de Borja trasciendan y devengan en un valor turístico de referencia.

Pero con ser grave tanta incompetencia, es aún más indignante de qué manera tan mezquina se ha aniquilado todo lo que se había conseguido. Cómo, por ejemplo, se ha destruido el trabajo realizado con motivo de la conmemoración del V Centenario de San Francisco de Borja. El protagonismo y la difusión que adquirió Gandia en los más destacados ámbitos intelectuales, el salto cualitativo importantísimo que esta celebración supuso en su producción cultural, todos estos activos se hubieran podido aprovechar para que la Fira se convirtiera en el marco de muchas de estas iniciativas cuya primera piedra fue l’Any Borja. Pero todo  ha quedado sepultado bajo un espeso manto de caspa y astracán.

El año próximo son las últimas fiestas locales antes de las elecciones. Pongámonos a temblar de lo que puede ser capaz este departamento de cultura con mucho presupuesto y todo el mal gusto.

[divider]

Búsquedas relacionadas: Fira i Festes Gandia, San Francisco de Borja, V Centenario San Francisco de Borja, Programación cultural Gandia, Feria y Fiestas Gandia

Share.

Leave A Reply

Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.plugin cookies

ACEPTAR
Aviso de cookies